Brasil: masivas manifestaciones rechazaron el golpismo bolsonarista

Movimientos sociales, estudiantiles, de izquierda, indígenas y de trabajadores convocaron a marchas masivas en todo Brasil. Más de 60 ciudades contra la extrema derecha.

0
10

Las convocatorias fueron más masivas que cualquier acto de campaña electoral. La farsesca intentona golpista al estilo toma del Capitolio generó un rechazo masivo que desató la movilización popular.

Luego del fracasado intento de asaltar los edificios de los tres poderes del Estado, los bolsonaristas que continuaban movilizados están sufriendo un franco retroceso en todo Brasil.

Las hordas fascistoides que tomaron ayer la Plaza de los Tres Poderes exigieron abiertamente un golpe de estado. El bolsonarismo quisiera poder burlar los resultados de las elecciones de octubre pasado, en el que con más de 6 millones de votos de diferencia triunfó el rechazo al gobierno de extrema derecha.

Las responsabilidades de autoridades del Estado vinculados al gobierno ya terminado fueron claras. Los manifestantes exigen un castigo claro y ejemplar que le ponga un freno a las intentonas de este tipo. Una de las consignas más coreadas fue «¡Sin amnistía!» pero también generó simpatías masivas la exigencia de que Bolsonaro vaya preso. A nadie se le escapa su responsabilidad en los acontecimientos, su voluntad golpista no concretada por falta de fuerzas para hacerlo.

En la movilización en San Pablo, la corriente Socialismo o Barbarie llevó las consignas de «unida de acción para derrotar al neofascismo» y «prisión a Bolsonaro y a todos los golpistas».

Si bien las movilizaciones y el rechazo al golpismo fue contundente, el lulismo sigue intentando que nada salga de las vías institucionales. Esa política es peligrosa, porque el bolsonarismo es una fuerza dentro del Estado pero también ha demostrado ser una callejera, capaz de acciones como el movimiento golpista del domingo 8 de enero. Las movilizaciones fueron así un éxito pese a la falta de voluntad del PT y las organizaciones de masas que dirige, como la CUT, de convocar masivamente y derrotar al neofascismo en las calles.

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí