EE.UU: Exoneran a dos de los condenados por el crimen de Malcolm X

0
9

 

  • Se comprobó que le FBI y la Policía de Nueva York ocultaron pruebas con el objetivo de inculpar a ciudadanos musulmanes negros por el asesinato.

Redacción

Dos de los condenados por el crimen del activista Malcolm X serán exonerados 55 años después de ser condenados por uno de los asesinatos políticos más resonantes de la historia de Estados Unidos.

Una investigación que reabrió la causa hace casi dos años determinó que tanto el FBI como el Departamento de Policía de Nueva York retuvieron evidencias que, de haber sido incluidas en el juicio, probablemente habrían conducido a la absolución de Muhammad Aziz y Khalil Islam. Hoy se anunciará que ambos serán exonerados de culpa y cargo, luego de haber pasado décadas en prisión.

Aziz e Islam estuvieron presos hasta 1985 y 1987 respectivamente, cuando se les otorgó la libertad. Mientras que Islam falleció en 2009, Aziz tiene actualmente 83 años. La mayoría de los demás implicados en el juicio (testigos, autoridades, sospechosos e investigadores) fallecieron hace tiempo.

El asesinato de Malcolm X sucedió el 21 de febrero de 1965. Hubo un tercer condenado que admitió su participación en el crimen, pero señaló la inocencia de los otros dos acusados.

La causa judicial fue cuestionada desde el inicio, y la polémica en torno a ella nunca se cerró del todo. Historiadores, periodistas e investigados aficionados se encargaron de mantener vivas las sospechas acerca de la integridad del proceso judicial. Sin embargo, el disparador para que la causa finalmente se revise terminó siendo una serie documental de Netflix llamada «¿Quien mató a Malcolm X?».

 

La serie revela las evidencias que fueron intencionalmente dejadas de lado durante la investigación original y recoge todas las inconsistencias cometidas durante el proceso. La producción tuvo tanto impacto que incluso movilizó la aparición de un nuevo testigo que no figuraba en la causa original y que declaró estar en el lugar de los hechos el día del asesinato. Este nuevo testigo confirmó la coartada de Muhammad Aziz, quien se encontraba en su casa en el momento del crimen.

Aziz e Islam, dos musulmanes negros acusados y arrestados a las apuradas fueron sometidos a un juicio armado para encontrarlos culpables de antemano.

Frente a la lucha contra el racismo de Malcolm X en plena época de lucha por los derechos civiles, el Estado respondió con más discriminación y opresión por parte del sistema penal, un problema aun muy vigente en los Estados Unidos.

La histórica rebelión antirracista de 2020 que atravesó el país de costa a costa volvió a dejar en evidencia la violencia con la que las fuerzas del Estado oprimen a la población negra. El asesinato de George Floyd a manos de la Policía de Minneapolis prendió fuego el país, al grito de «las vidas negras importan».

El fiscal que actualmente revisa la causa otorgó una entrevista en la cual pidió disculpas en nombre de las autoridades a los acusados y sus familias.

Sobre el crimen de Malcolm X siempre orbitaron sospechas acerca de la responsabilidad del propio gobierno de los EE.UU. en el asesinato, tal como ocurrió tres años después también con el asesinato de Martin Luther King. A pesar de que esta nueva investigación no arrojó indicios al respecto, sí quedó demostrado la intencionalidad del FBI y la Policía de inculpar a estas dos personas, que resultaron ser inocentes. Además, los archivos desclasificados del Departamento de Policía de Nueva York revelaron un detalle hasta ahora desconocido: aquella mañana, un periodista del New York Daily recibió una llamada anónima en la que se afirmaba que esa tarde Malcolm X sería asesinado.

55 Años después de su asesinato, la lucha antirracista de figuras como Malcolm X continúa más vigente que nunca, en unos Estados Unidos cuya polarización política y social actual se parece mucho a la de aquella época.

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí