Crucitas, retorna el fantasma de la minería

Los movimientos sociales deben organizarse contra la explotación minera en Crucitas. Pobreza, enfermedades y daños ambientales, es lo que deja la minería en las comunidades.

0
43

El pasado sábado 16 de julio el presidente Rodrigo Chaves visitó la Zona Norte, particularmente la comunidad de Crucitas, esto se enmarca con las intenciones de esta administración para reabrir la minería en la comunidad (aunque no lo dijeron abiertamente en la conferencia de prensa). Esto traería mayor pobreza y devastación ambiental a la comunidad y el medio ambiente.

Ahora bien, puesto a que la situación en la Zona Norte lleva un tiempo fuera de la agenda pública, vale recordar algunas cuestiones sobre este proyecto. Primero, cabe remarcar que la situación ambiental que ocurre en Crucitas es responsabilidad, en primer lugar, de los gobiernos (desde Arias hasta Alvarado) y del Estado costarricense quienes se han hecho de oídos sordos ante la problemática.

La discusión se reavivó con el gobierno de Arias, cuando derogó la moratoria minera e intentó impulsar el proyecto de Industrias Infinito como “Conveniencia Nacional” y de “interés público” (2008) y autorizó, vía decreto, a la empresa canadiense para talar 191 hectáreas. Quitando las “capas” boscosas y dejando el terreno preparado para la extracción del oro.

Luego, el proceso fue llevado a distintas instancias en Tribunales, tras lo cual los tribunales nacionales fallaron en contra del proyecto minero (con la presión del movimiento social en las calles), y la empresa llevo el caso a instancias internacionales, con el Tribunal de Arbitraje Internacional (CIADI).

En medio de esto, los gobiernos dejaron en el completo olvido la zona y se abrió un mercado ilegal de extracción de oro, que también fue amparado por el Estado al no tomar ninguna acción para conservar el ambiente.

Posteriormente, los intentos y las excusas para intentar revivir el zombi de la minería en Crucitas se han presentado en varias ocasiones, que lo han impulsado se encuentran: el Colegio de Geólogos, partidos como Liberación Nacional o la Unidad Social Cristiana (han intentado pasar proyectos en este sentido) y, claro, también cabe la posibilidad de que ciertos sectores empresariales tengan interés.

Como intentos de justificar la extracción minera en la zona, estos grupos recurren a dos “argumentos”: la generación de empleos o que ya el daño está hecho, por lo cual es mejor legalizarlo ya que con la empresa este sería menor. Cabe adelantar que ambas son mentira.

 

Industrias Infinito vs. Costa Rica ¿En trámite en los tribunales internacionales?

Una de las excusas que usó Chaves este sábado para no hablar sobre reactivar la minería en Crucitas fue un supuesto laudo -proceso judicial internacional- que se encuentra en pie en estos momentos… cuestión que es una mentira.

El proceso entre la empresa Industrias Infinito y Costa Rica sobre Crucitas finalizó en julio del año pasado, con un fallo favorable al país. Tal como se recalca en una nota del Semanario Universidad “el proceso de arbitraje ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (Ciadi) ya sucedió y el tribunal falló a favor de Costa Rica, por lo que la empresa debe más bien pagarle al país las costas del proceso.” (1).

La nota prosigue: “Lo que sí está pendiente es una apelación de parte de la empresa minera, pero la misma ni siquiera se ha tramitado porque la empresa no ha pagado la tarifa correspondiente para darle curso y así consta en el mismo sitio web del CIADI.” (1), por lo cual no existe abierto, en estos momentos, ningún proceso internacional, ni el peligro de que Costa Rica tenga que “pagar millones”, como lo ha dicho el mandatario.

De hecho, un matiz que no pasa desapercibido fue el cambio en el discurso del presidente este sábado (enseguida abordaremos la verdadera razón de esto) al no referirse abiertamente sobre su intención de reabrir esta actividad, tal como si lo hizo unos días atrás (2). Algo que resulta peculiar, ya que si, como él dice, existe un proceso en tribunales no debió dar las declaraciones anteriores.

 

La devastación ambiental y la pobreza provocadas por la minería a cielo abierto.

En el caso de Crucitas, desde el gobierno de Arias, se pretende una minería de cielo abierto, la cual resulta sumamente contaminante.

Para ella se usan químicos como el cianuro, el ácido sulfúrico o el mercurio como disolventes en los suelos, esto permite “separar” los materiales indeseados de los minerales a extraer… al mismo tiempo -y como se aplican en grandes extensiones de terreno- también van generando grandes “huecos” en los suelos (3).

Como parte del tratamiento que suelen darle las empresas mineras a los desechos de los disolventes, las aguas resultantes son altamente contaminantes, pues contienen altas cantidades de químicos perniciosos. De igual, debido a la extracción y a la liberación de estos disolventes, también se contamina el aire.

Como resultará evidente, gracias a este proceso (el cual, si bien varía dependiendo del tipo de minería y del mineral que se extrae, suele dejar los mismos resultados) la minería es una práctica que crea “zonas muertas” en los suelos, esto ya que, en estas áreas, por la acumulación de sustancias tóxicas resulta sumamente difícil o  casi imposible (dependiendo del daño) desarrollar otra actividad o rehabilitar los ecosistemas.

Sin embargo, el daño no se limita a la naturaleza. Las comunidades aledañas y las personas trabajadoras en la minería también sufren afectaciones debido a los químicos que se usan. Estas van desde alergias, hasta padecimientos como el cáncer. Y en cuanto a la situación económica en la comunidad, si bien esta actividad puede generar empleos, estos son sumamente precarizados y con salarios de miseria, además, arriesgan su salud.

No existe una sola comunidad que se haya enriquecido gracias a la actividad minera, de hecho, siempre son estas las que salen perdiendo y cuando ya no hay nada que extraer del suelo, son las que se quedan con el desempleo, los problemas de salud y los gravísimos daños medioambientales. Los únicos que ganan, por ejemplo, con la actividad minera en Centroamérica son los capitalistas y las transnacionales, principalmente canadienses.

A todo esto, retomando el cambio de discurso de Chaves en la gira a Crucitas, resulta que la omisión de sus intenciones -ya declaradas días antes- de reactivar la minería en la zona, se dan un día después del desastre que provocó la minería en Abangares y que también podría generar una tragedia ambiental en Guanacaste.

Tal como ya se reseñó en este medioEste viernes una laguna de relaves (pileta con los compuestos químicos residuales de la extracción minera) colapsó y derramó su contenido en una quebrada que desemboca en río Abangares, el cual llega hasta el golfo de Nicoya.

La laguna almacenaba aguas con productos químicos altamente tóxicos como cianuro y mercurio” (4). Del mismo modo esta situación puede llevar a la contaminación de las fuentes de agua para consumo humano y los mantos acuíferos “De acuerdo con el abogado ambientalista Álvaro Sagot este tipo de desastres no solo afectan las aguas superficiales, sino que también los mantos acuíferos. Esto puede afectar las fuentes de aguas que son utilizadas por las Asadas de la zona para consumo humano.” (4).

Por si fuera poco, vecinos de la zona reportan afectaciones a la salud por la contaminación del río… a unos 7 km de Abangares “hay un olor muy fuerte en el río, produce dolor de cabeza e irritación de garganta a los habitantes del sector” (5).

Sin embargo, persiste otro peligro, la biomagnificación o bioacumulación, esto ocurre cuando los ecosistemas absorben y acumulan sustancias químicas perniciosas (por ejemplo, los pastos, agua) para luego trasladarse a los animales (como vacas, etc.) y que, finalmente llegan al consumo humano, expandiendo las consecuencias. Este fenómeno también ha ocurrido con el accionar de los coligalleros en Crucitas (6).

Ante esto, no es de extrañar que Chaves omitiera -por ahora- impulsar la minería, sin embargo, sí se refirió a la explotación minera de forma indirecta, por ejemplo, no pasa desapercibido que en distintos momentos de la conferencia de prensa se refería al “oro de Crucitas”.

Al inicio de la conferencia, cuando indicaba los problemas económicos, sociales y ambientales de la comunidad también se dejó decir  “gente que duerme sobre una mina de oro que tiene hambre” (7), también se anunció que el 3 de noviembre volvería a referirse al tema (en espera de que finalice el laudo fantasma). Lo cual muestra que su interés para la gira residía en la explotación minera.

Por lo cual, es necesario que los sectores sociales como la juventud, el ecologismo, los sindicatos y el feminismo comencemos a organizarnos desde ya para pararle las manos a este gobierno que abiertamente es enemigo del medio ambiente y sólo está para beneficiar las ganancias empresariales.


Notas.

1 Semanario Universidad. https://semanariouniversidad.com/pais/apelacion-de-infinito-gold-a-la-que-teme-el-presidente-ni-siquiera-esta-en-curso/?fbclid=IwAR1D4qAVR7LsagsFeUfLaBSBtmsE2sAe30GHvIFcsNmsenvzfHwssFAuxLw

2 Izquierda Web. http://izquierdaweb.cr/nacional/chaves-profundiza-el-ajuste-neoliberal-contra-el-ambiente/

3 Geoinnova. Org. https://geoinnova.org/blog-territorio/mineria-cielo-abierto-impactos/

4 Izquierda Web. http://izquierdaweb.cr/nacional/derrame-de-laguna-minera-contamina-rio-abangares/

5 El País. Cr. https://www.elpais.cr/2022/07/15/colapsa-laguna-minera-en-abangares-contamina-rio-y-mata-peces/

6 Semanario Universidad. https://semanariouniversidad.com/pais/mercurio-contamina-el-agua-de-crucitas-se-desplaza-y-amenaza-ecosistemas-advierte-estudio-de-la-una/

7 Allan Jara. https://fb.watch/ek6cyp74ym/

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí