Avanza la agenda neoliberal y crece el malestar social

0
3

 

  • Es necesario un polo de lucha social para pararle la mano a los de arriba, que no han encontrado una oposición real a sus políticas de ataques.

Deby Calderón Vega

Los capitalistas continúan con su agenda neoliberal mientras la pandemia no encuentra un final claro. Aprobaron el préstamo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y buscan debilitar instituciones como ICE y RECOPE, mientras recortan el presupuesto de la educación pública superior. Por su parte, el descontento social crece junto con el deterioro de las condiciones de vida de las mayorías trabajadoras y populares; ante esto, la izquierda debe ofrecer una alternativa desde abajo contra los capitalistas.

 

Avance de la agenda neoliberal

El 19 de julio la Asamblea Legislativa aprobó el préstamo con el FMI por $1.778 millones, que será entregado en seis tractos semestrales sujetos a las evaluaciones del fondo para verificar el cumplimiento de metas. El préstamo incluye una serie de proyectos regresivos como el “Ley de Empleo Público” que, a pesar de las inconstitucionalidades detectas por la Sala Constitucional, todo indica que el gobierno insistirá en aprobarlo con las correcciones del caso. Además, hay otros proyectos como la renta global dual y un aporte solidario de las empresas públicas (ICE, RECOPE, BCR, AyA, Racsa y otras) de hasta un 30% de sus rentas durante los próximos 4 años.

Sumado a esto, los intentos por debilitar el Instituto Costarricense de Electricidad no cesan, ahora con un proyecto de ley presentado por el gobierno para abrir el mercado eléctrico nacional a empresas extranjeras (1), una “recomendación” de la OCDE pues “los mercados en Costa Rica están sujetos a regulaciones más onerosas que en cualquier país de la OCDE” (Exp. 22.601). Los de arriba venden las conquistas de la clase trabajadora a solicitud de los organismos internacionales.

Los ataques contra la naturaleza también se dan, ejemplificado en el cierre técnico del Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC) debido a los recortes presupuestarios de los últimos años, lo cual deja imposibilitada a la institución para cumplir con sus labores de conservación, afectando el patrimonio natural del país (2). Así, el Estado promueve el abandono de la conservación para que las fincas de monocultivos avancen contra los bosques y tener más tierras cultivables

La agenda de los capitalistas prosigue sin una oposición real; en la Asamblea Legislativa no existe un referente de lucha para pararle la mano al gobierno, ni mucho menos para construir otras alternativas para enfrentar la crisis, pues José María Villalta se limita a realizar una oposición parlamentaria y sin llamar a luchar, un reflejo del oportunismo electoralista del Frente Amplio (FA) que, durante años hizo parte del gabinete de Alvarado con Patricia Mora, la cual renunció justamente en el año pre-electoral. Tampoco en las calles se planta una oposición contundente, pues las burocracias que dirigen los sindicatos y las federaciones de estudiantes, se dedican a promover el miedo, el derrotismo y la desmovilización.

El único movimiento social que se mantiene en lucha es el feminismo, muy activo durante lo que llevamos de pandemia. Ha cuestionado los femicidios, la justicia patriarcal y busca avanzar con el proyecto de aborto legal. Un sector social que muestra que es en las calles, con la organización desde abajo y con independencia del gobierno y las burocracias, como se pueden dar pasos adelante.

 

Crece el malestar social

La crisis económica profundizada con la pandemia del Covid-19 vino a golpear las condiciones materiales de vida de las mayorías trabajadoras y populares, expresadas en el alto desempleo, en la creciente precarización del trabajo, el aumento del costo de la vida y los recortes.

Según una encuesta realizada por el Instituto de Estudios Sociales en Población de la Universidad Nacional (IDESPO), un 24% de la población percibe un ingreso menor a ¢230 mil al mes, bastante menos que un salario mínimo (¢319 mil). La mitad de las personas entrevistadas dicen haber sido afectados por las reducciones de jornada de trabajo, por lo cual hasta un 22,8% han tenido que buscar un segundo empleo para completar ingresos (3).

La misma encuesta muestra que, el consumo de alimentos, cambió con la crisis económica. Un 58% de las personas entrevistadas afirma que redujo su consumo de carne, un 47% de frutas y un 45% de verduras y legumbres, por lo cual la disminución de los ingresos, el aumento del costo de la vida y la crisis, impacta directamente en la alimentación de las mayorías sociales.

No debemos olvidar el alto desempleo crónico que ronda el 18%, además de la gran proporción del 50% de la fuerza de trabajo que se mantiene en subempleo, empleos informales, particularmente entre las mujeres y la juventud.

Ante este panorama de deterioro de las condiciones de vida, es llamativo que un estudio de percepción (4) recientemente realizado por el Centro de Investigaciones en Estudios Políticos (CIEP) de la UCR, muestre que un 78% de las personas entrevistadas está de acuerdo en que “las personas realicen protestas para presionar al gobierno” y un 60% están de acuerdo en que trabajadores de instituciones sociales -como médicos o maestros- puedan hacer huelgas. Además, un 71% considera que “en una crisis como la actual, es justo que las personas con más recursos económicos paguen proporcionalmente más impuestos”.

 

Las tareas de la izquierda

Debemos aprovechar todo punto de apoyo para impulsar la organización desde abajo y a la izquierda, contra los capitalistas y con propuestas para solucionar la crisis desde las necesidades e intereses de la clase trabajadora y los sectores populares. El primer elemento de apoyo para impulsar la movilización es el creciente malestar social, expresado en la falta de perspectivas sobre el futuro, la dramática crisis económica y la reducción de los ingresos, además de las descaradas políticas para acrecentar las ganancias de las grandes empresas, así como la corrupción y el contubernio del gobierno con el gran empresariado.

Pero también hay que apoyarnos en el malestar general de la población contra el gobierno, la Asamblea Legislativa y el Poder Judicial, que hacen cambiar de percepción a la gente sobre la posibilidad de huelgas y protestas sociales para presionar a los gobernantes. La izquierda debe acompañar, impulsar y politizar toda protesta social legítima que surja desde abajo para plantear otra alternativa ante la crisis, y hacer pagar a los capitalistas por esta. Es necesario un polo de lucha social para pararle la mano a los de arriba, que no han encontrado una oposición real a sus políticas de ataques.

Sumado a esto, hay que llevar propuestas de lucha y organización en los sectores donde intervenimos, cuestionando a las burocracias sindicales y estudiantiles que se niegan a convocar y enfrentar los ataques de los de arriba, por lo cual hay que impulsar la construcción de organizaciones de base con esta línea, como lo estamos haciendo con Profes en Lucha y con ¡Ya Basta! en secundarios y universitarios. Asimismo, es necesario traer las enseñanzas del movimiento feminista hacia otros movimientos que son necesarios reactivar para pararle la mano a los capitalistas, como son la clase trabajadora, el ecologismo, el movimiento estudiantil, entre otros.

Por último, la próxima campaña electoral se realizará en un contexto de crisis económica y polarización política que no se veía desde hacías muchas décadas, lo cual sienta enormes posibilidades para disputar la consciencia de miles de trabajadores, jóvenes y mujeres para un programa anticapitalista y socialista. Por este motivo, desde el Nuevo Partido Socialista (NPS) vamos a realizar una campaña militante que, además de aprovechar las redes sociales y otros medios de comunicación, tendrá como principal actividad de agitación los volanteos en parques, paradas de bus, barrios obreros y populares en San José y Cartago (donde presentaremos candidaturas de diputación), para lo cual invitamos a todas las personas que simpatizan con nuestro partido a sumarse a las actividades de campaña electoral que realizaremos a partir de setiembre.


  1. Semanario Universidad. https://semanariouniversidad.com/pais/nuevo-plan-de-gobierno-abriria-mercado-electrico-del-ice-a-empresas-extranjeras/
  2. IzquierdaWeb.CR. http://izquierdaweb.cr/nacional/cierre-tecnico-del-sinac-ganan-los-capitalistas-que-devastan-el-medio-ambiente/
  3. Monumental. https://www.monumental.co.cr/2021/07/06/encuesta-de-la-una-cuarta-parte-de-la-poblacion-vive-con-menos-de-%C2%A2230-mil-mensuales/
  4. CIEP-UCR. https://ciep.ucr.ac.cr/wp-content/uploads/2021/07/Informe-del-estudio-sobre-percepciones-ideolo%CC%81gicas-y-cultura-poli%CC%81tica-en-Costa-Rica-mayo-2021.pdf

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí